Inauguración de la exposición de Josefina Corbacho.

Impresionismo “Entre Horas”

La muestra de pinturas de Josefina Corbacho puede visitarse en el Patio de Columnas de la Diputación hasta el próximo día 12

Josefina Corbacho Ortíz presentó ayer por la tarde en el Patio de Columas de la Diputación de Badajoz una selección de su obra pictórica conformada por 15 cuadros de inspiración impresionista. La inauguración contó con a asistencia de Francisco Muñoz, director del Área de Cultura de la Institución Provincial; Lourdes Román, responsable de la sala de exposiciones; y de un nutrido grupo de amigos y aficionados a las artes.

Muñoz situó a la pintora en un contexto creativo clásico, al menos en los trabajos seleccionados para esta muestra, pues Corbacho Ortíz se acerca más al realismo, con momentos de abstracción, en el resto de su producción. Eso sí, como apuntó el director del área cultural, “no pierde de vista el paisaje, esas marinas que abundan en el conjunto de esta quincena de obras”.

Marinas, paisajes, figuras y ciudades donde la luz predomina y el color conforma una mirada calma, un instante de sosiego. Son, y el título lo indica, esas “entre horas” en que la autora ha querido perpetuar esos momentos en que las cosas cotidianas nos brindan su belleza, sus colores, sus formas y sensaciones.

 “Hay momentos que no marca el reloj -sostiene Josefina-, que no tienen sitio en el mapa, están vacíos de prisas y llenos de nada. Es ahí cuando la casualidad nos fija un paisaje en la retina o nos llena el alma con risas. Son momentos llenos de intimidad, de recuerdos e imágenes, es un cruce de miradas, son instantes que nos parecen vacíos pero que en realidad están repletos de nosotros mismos”.

Esos ratos a los que se refiere la pintora transmiten sensaciones placenteras y permiten vislumbrar instantes de tranquilidad en el ajetreo diario. “Son -añade- esos retazos temporales los que dibujan rostros con miradas distintas a las que vemos a diario, y a la vez esos mismos ojos los tomamos como propios, tal vez porque al pintarlos ponemos algo nuestro, algo de pasión, algo de intriga, algo que deseamos sea bello y agradable de contemplar”.

La artista pacense mencionó a Oscar Wilde para definir su leit motiv en la creación del lienzo, concretándolo en la siguiente cita: “la vida es simplemente un mal cuarto de hora formado por momentos exquisitos”.

Josefina Corbacho ha obtenido sendos galardones en el Salón de Pintores Noveles que patrocina Caja Badajoz. En la XXX edición obtuvo el segundo premio por la obra “La Soledad”, y en la XXXII consiguió otra segunda clasificación, en esta ocasión, por el trabajo “Aires del Sur”.